Educar el placer de escribir


Ayer pregunté en clase a mis alumnos si leían. Me dijeron que no. Les tuve que demostrar que sí, que sí leían y leían mucho. Que estaban todo el día leyendo y queriendo leer más y más. Especialmente aquello que les gusta. Porque les gusta leer. Y ninguno, al final de la demostración tecnológica que les hice, se atrevió a replicar. (seguir leyendo)

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s