¿Fidelidad posible?


Me encanta esa palabra: fidelidad. Ser fiel es algo hermoso. Es sinónimo de hacer todo lo posible por seguir aferrado a lo descubierto, de no dejarlo atrás. En el fondo es también una palabra seria que ofrecemos de coherencia, de dignidad, de respeto por lo que hemos recibido.

Es imprescindible en la vida humana, aunque sólo sea como deseo. No hay entre los dones que podamos disfrutar algo parecido a la fidelidad. Se es fiel por amor, no por ideas o compromisos adquiridos. Se es fiel por convicción, y no puede ser de otro modo. Se es fiel con el paso de los años y no como punto de partida.

Estoy absolutamente convencido de que, si alguien descubre que otra persona le es fiel, se queda asustada y estremecida. ¿En qué se habrá fijado de lo que soy para seguirme de esta manera?

Ser fiel es sinónimo de incondicionalidad. Pase lo que pase, permaneceré. Entiendo por lo tanto el miedo que hay hoy a esta fidelidad. Aunque todos la deseen, muchos serán los que sucumban ante la debilidad de su vida, ante la fragilidad de sus propuestas, ante el ilusionante cambio y cambio y cambio sin permanencia ni pertenencia. Ser fiel es algo más que vivir así o asá, es interno, es también externo porque se plasma en una historia.

Entre los jóvenes de mi edad parece que es una realidad imposible. No se creen que esto pueda ser verdad. Para reconocerse capaces de fidelidad es necesaria la fe (que está detrás de esta palabra), la confianza y la generosidad en las relaciones.

Fidelidad es cuestión de amor. No se olvide. Y una maravillosa frase de la Escritura, de esa Palabra de Dios que grita hoy: “Aunque tú seas infiel, yo permaneceré fiel porque no puedo negarme a mí mismo.” (En labios de Dios a cada uno de nosotros).

Es así de sencillo: nuestra inconstancia e inconsecuencia, nuestra torpeza y caídas nos mantienen continuamente en el quicio de una respuesta débil; pero la Palabra de Dios nos hace fieles en su fidelidad, nos hace creer en la medida en que descubrimos que Él cree en nosotros, nos hace amar tanto más cuanto hemos nacido para ello y Él lo llevará a término.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s